Dándonos a conocer el misterio de su voluntad, según su beneplácito, el cual se había propuesto en sí mismo, de reunir todas las cosas en Cristo, en la dispensación del cumplimiento de los tiempos, así las que están en los cielos, como las que están en la tierra” (Efesios 1:9-10).

El versículo 10 de Efesios 1 dice que Dios nos ha llamado, y equipado con todo lo necesario de modo que al final de la historia, tú y yo hayamos cumplido nuestra responsabilidad; realizando nuestra parte y completando el trabajo para la cual fuimos divinamente escogidas por él.

Ese trabajo implica compartir el evangelio, atraer y reconciliar con Cristo todas las cosas en los cielos y en la tierra. En Efesios 2:8-10 Pablo lo resume diciendo:

“.., que hizo sobreabundar para con nosotros en toda sabiduría e inteligencia, dándonos a conocer el misterio de su voluntad, según su beneplácito, el cual se había propuesto en sí mismo, de reunir todas las cosas en Cristo, en la dispensación del cumplimiento de los tiempos, así las que están en los cielos, como las que están en la tierra”.

Debemos hacer la obra de Dios, obra en la cual y por medio de la cual nuestra vida hallará plenitud, sentido y gozo. Eres mas que una mujer casada, soltera y sin compromiso. Eres mas que una viuda, joven, profesional, madre, esposa, hija, o empleada. Eres una parte integral, importante y necesaria del EJERCITO DE DIOS.

Amada, el Señor te ha equipado para realizar Su obra maravillosa. Abraza Su llamado y la obra para la cual fuiste enlistada por Dios en Su ejército. Salgamos a hacer la diferencia. Millares necesitan de tus dones, de tu tiempo, de tu presencia, de tu cuidado y de tus experiencias; buenas o malas, por medio de las cuales les puedas ayudar, orientar y brindar la esperanza bienaventurada de la vida eternal en Cristo.

El tiempo es corto y apremiante. Empieza hoy y haz la diferencia. Nada es mas “Cristofactorio”.

Oración: Padre gracias por Tu Palabra. Gracias porque provee propósito, dirección, luz y esperanza a nuestras vidas. Gracias por Tu interés en nosotras y por Tu llamado a este poderoso, amoroso y prestigioso ejército de salvación. Que podamos oir Tu voz y responder con una fe ferviente e inquebrantable. En el nombre de Jesús. Amen!

Alabanza: Tienen Que Saber, SGreen – https://www.youtube.com/watch?v=LexLFbkdTSg

Violeta Guerra para Maestras del Bien ©2016 – Derechos reservados www.maestrasdelbien.org